Notificaciones

18 semana de embarazo

Ahora tu bebé puede oirte y, probablemente, ya sientas sus pataditas; incluso bosteza, dado que sus cuerdas vocales ya están formadas totalmente. También, notarás que se mueve más cuando escucha sonidos fuertes.

Mami, ya puedo escuchar tu voz

¿Qué sucede en la semana 18 de embarazo en el cuerpo de una mujer?

Si cuenta en meses, la semana 18 de embarazo es casi la mitad del quinto mes. Ya ha pasado mucho tiempo desde que apareció el embrión en el estómago después de la fusión de la célula de huevo y el espermatozoide. Durante este tiempo, el cuerpo de la mujer ha logrado adaptarse a las nuevas condiciones y al fondo hormonal en constante cambio. Y aunque algunas de las enfermedades asociadas con el embarazo, continúan perturbando ocasionalmente a la futura madre, no causan una reacción tan violenta, como al principio.

Una mujer necesita estar preparada para el hecho de que en el período de 18 semanas puede haber caídas de presión, lo que puede causar debilidad, somnolencia o dolores de cabeza.

El crecimiento intensivo del útero continúa, lo que conduce a cambios en el funcionamiento de los órganos internos. Normalmente, estos cambios no deben causar un sufrimiento insoportable a una mujer. Las sensaciones dolorosas menores aparecen repentinamente y también pasan repentinamente.

Una mujer embarazada siente presión en el área del ombligo debido a un útero agrandado. El órgano femenino responsable de llevar al feto cae más y más abajo en el área pélvica. Debido a esto, los órganos del tracto gastrointestinal y la vejiga comienzan a experimentar presión y se ven obligados a cambiar su ubicación original. Como resultado, la mujer siente un deseo frecuente de visitar el baño de mujeres. También puede haber problemas con el movimiento intestinal. El estreñimiento es un malestar frecuente cuando comienza la decimoctava semana de embarazo. Es necesario tomar medidas para prevenir la aparición de hemorroides.

Como cambia el cuerpo de una mujer.

Junto con el aumento constante de peso, el cuerpo de la mujer está cambiando. Si cuenta desde el momento de la concepción, el aumento será de aproximadamente 5 libras. La semana obstétrica de 18 embarazos se caracteriza por una mejora significativa en el apetito. Muchas mujeres que experimentan signos de toxicosis temprana en el primer trimestre y se limitan a comer debido a las náuseas o vómitos, ahora sienten la necesidad constante de comer algo sabroso. Tales impulsos están bastante justificados: un niño a las 18 semanas de embarazo consume una gran cantidad de nutrientes del cuerpo de la madre, que a su vez tiene prisa por reponer sus reservas.

Y lucir como barrigas en la semana 18

La pigmentación de la piel, que ocurre alrededor de este tiempo, y en algunos casos incluso antes, afecta el pecho, el abdomen y la cara de una mujer. Los expertos asocian la aparición de manchas durante el embarazo con la deposición de melanina y con un cambio en el metabolismo del cuerpo. Además, la piel puede ser dañada por las llamadas estrías o estrías. El abdomen en la semana 18 de gestación aumenta dramáticamente en tamaño, por lo que aparecen rastros en forma de tira. A menudo esto se acompaña de picazón severa.

Desarrollo fetal en la semana 18 de gestación.

La miga, ubicada en su barriga, ya tiene algo de lo que jactarse. En cuatro meses de desarrollo intrauterino, el niño ha aprendido mucho y no va a detenerse allí.

El tamaño del feto en la semana 18 de embarazo alcanza los 15 cm y pesa entre 150 y 200 gramos.

El bienestar del bebé ahora depende del estado de ánimo de su madre. Él siente sutilmente emociones positivas y negativas, y reacciona claramente a ellas.

  • El sistema nervioso central del embrión ha evolucionado seriamente. El cerebro cubre los surcos, que comienzan a formarse en las convoluciones, y también produce la hormona mielina, que tiene un efecto en la transmisión de los impulsos nerviosos.
  • Los rasgos faciales tomaron forma, el bebé desarrolla expresiones faciales, con las que transmite sus emociones. El niño responde bien a la luz, oye bien, ya tiene las cuerdas vocales y el comienzo de los molares.
  • El sistema endocrino del cuerpo continúa evolucionando: a las 18 semanas, el timo del bebé, que produce linfocitos responsables de la inmunidad, comienza a funcionar. Este es un hito muy importante en el desarrollo del feto, ya que la colocación oportuna y adecuada de las funciones protectoras del cuerpo afectará su salud después del parto. Al mismo tiempo, las glándulas suprarrenales comienzan a funcionar.
  • La piel aún es delgada y se ve roja brillante debido a los vasos que son visibles a través de ella. De la cabeza a los pies, el niño está cubierto con un lubricante especial que lo protege de factores externos.
  • Para las mujeres embarazadas, será interesante saber que la semana 18 de embarazo es el momento de la formación del útero y las trompas de Falopio. También hay noticias para los niños que esperan: el proceso de colocación y desarrollo de los órganos genitales está casi completo, aunque los testículos aún se encuentran en la región abdominal.
  • El niño hace movimientos erráticos: cae, patea, mueve las manos, aprieta los dedos.

Como se puede observar, el desarrollo del feto, que comenzó con el período de ovulación y fertilización de la célula femenina, avanzó seriamente. El ciclo de vida de un feto que ha sobrevivido a la etapa de blastocisto y está firmemente atrincherado en el útero continúa en condiciones intrauterinas favorables. Las madres deben cuidar de proporcionarle al niño todos los nutrientes necesarios, comer alimentos saludables y vitaminas.

Tu bebe es tan grande como mango

12,5-14 cm de altura
150 g de peso

Bebé meneando la semana 18

Sentir la agitación de un niño a las 18 semanas no se da a todas las mujeres. Esto no significa que haya motivo de preocupación. Los médicos dicen que durante el curso normal del embarazo, la madre siente primero los movimientos del bebé durante el período de 16 a 22 semanas. Por lo tanto, si para la semana 18 no hay sensaciones, puede valer la pena esperar un poco más.

Aquellas mujeres que han experimentado un primer movimiento inolvidable, ahora tienen que escuchar constantemente los movimientos del bebé. Según él, la futura madre puede determinar el bienestar del niño. Los períodos de sueño y vigilia en un niño son de aproximadamente 4 horas. Los movimientos demasiado frecuentes o, por el contrario, demasiado raros y lentos del feto pueden hablar de un problema. Vale la pena compartir esto con el ginecólogo y determinar conjuntamente si existe algún motivo de alarma.

Problemas posibles

Alta hospitalaria a las 18 semanas de obstetricia.

El flujo vaginal es un indicador importante de la salud de una mujer y un niño durante el embarazo. Para reaccionar en el tiempo y no perder el momento peligroso que puede surgir en un período determinado, es necesario saber cuál es la norma y la patología.

Si nota que la selección en la ropa interior no difiere en algún color y no huele, entonces todo está en orden.

Pero cualquier cambio en la sombra y la aparición de un olor desagradable puede indicar algún tipo de problemas internos. Por ejemplo, puede tratarse de una infección vaginal que puede tener un impacto directo en la vida del feto. La sangre de la vagina en la semana 18 no puede ser causada por la menstruación, lo que significa que puede acudir al médico para que el embarazo no termine en lágrimas.

Dolores

Las 18 semanas de embarazo pueden presentar sorpresas desagradables en forma de sensaciones de dolor de diversos grados de intensidad. La mayoría de las veces, a una mujer le molesta la picadura debido al estiramiento de los músculos del útero. El aumento de tamaño abdominal con su presión causa malestar y dolor, dando a los órganos cercanos.

  • Dolor en la espalda baja. 
  • Si se presenta dolor agudo, es urgente acudir al consultorio del médico. Existe un riesgo de exacerbación de la enfermedad renal.
  • Dolor de estomago 
  • El útero agrandado y el metabolismo alterado afectan el proceso de digestión. Para evitar el dolor y la acidez estomacal, debe seguir una dieta y llevar un estilo de vida activo.
  • Dolor en los pies y pantorrillas. 
  • La mayoría de las veces ocurre debido a cambios en el centro de gravedad y al aumento de la carga en las extremidades inferiores. Además, las molestias pueden ocurrir debido a un edema.

Embarazo gemelar

Si durante el examen de ultrasonido, el médico ha establecido un embarazo múltiple, la futura madre debe ser doblemente cuidadosa durante 18 semanas. Ambos fetos crecen activamente, estirando el útero y causando dolor. Ambos bebés necesitan los nutrientes que obtienen de su madre.

Una mujer debe controlar su condición de manera responsable y acudir regularmente a una cita con un ginecólogo. Es necesario crear un menú de dieta saludable para satisfacer las necesidades de los gemelos, así como reponer recursos con la ayuda de preparaciones farmacéuticas. Además, no es superfluo hacer ejercicio ligero para descargar de vuelta, experimentando cargas dobles.

Análisis y estudios requeridos.

De 18 a 20 semanas, los médicos envían a las mujeres embarazadas a una prueba triple, un estudio que incluye tres procedimientos:

  • ensayo de proteína alfa-fetoproteína;
  • análisis del nivel de la hormona HCG;
  • Análisis de estriol libre.

Al asignar estos estudios, los médicos están tratando de averiguar si el niño tiene alguna anomalía genética. De acuerdo con el nivel de contenido de estas hormonas y proteínas, los expertos determinan si el embarazo avanza con éxito y si existe una amenaza de aborto involuntario del feto.

Por supuesto, además de la prueba triple, una mujer embarazada debe pasar por un conjunto estándar de procedimientos provistos por un período de 18 semanas. Estos incluyen un examen en la silla ginecológica, la administración de un análisis general de orina y sangre, la medición de la presión, la determinación del peso corporal y la altura del fondo del útero. Además, el ginecólogo debe escuchar mientras el corazón late al niño.

Con la ayuda de los análisis de orina y sangre, los médicos descubren si hay enfermedades del sistema urinario o circulatorio. Durante el embarazo, las mujeres a menudo tienen anemia, pielonefritis y otras enfermedades. Añadimos que las citas regulares con el médico son una garantía de que las exacerbaciones de las enfermedades crónicas causadas por el embarazo se detectarán de manera oportuna, lo que significa que la recuperación será rápida e indolora.

Ecografía fetal en la semana 18 de gestación.

Alrededor del mismo período, una mujer embarazada va a la ecografía. Este método que utiliza el moderno aparato le permite tomar una fotografía del abdomen en la semana 18 de embarazo y determinar si los parámetros de desarrollo del niño son normales. El ultrasonido ayuda a identificar muchas patologías. Por ejemplo, síndrome de Down, defectos cardíacos, falta de agua o placenta incorrecta incorrecta. Además, el médico observará si el desarrollo intrauterino corresponde a la edad gestacional: realiza mediciones de las partes del cuerpo y especifica si se forman los órganos internos.

Imágenes de ultrasonido en la semana 18.

Vida íntima en la decimoctava semana de gestación.

Muchas mujeres embarazadas están preocupadas por la pregunta: ¿perjudica una vida íntima en la semana 18 de embarazo? Nos apresuramos a asegurarnos de que no debería haber dudas y temores: la intimidad con el padre del niño no dañará al bebé, si se observa a la mujer embarazada en la clínica prenatal, y el médico no recomienda excluir el sexo.

La vida íntima durante el embarazo es un asunto que se resuelve individualmente y depende solo del deseo y bienestar de la futura madre. El sexo en cualquier caso no puede ser una contraindicación cuando se lleva a un bebé, si el embarazo se desarrolla con calma.

Recomendaciones para futuras madres.

Estimadas futuras madres sermadre.com! Por favor, escuche estas recomendaciones:

  • Si empezaste a sentir el movimiento del feto, fija su frecuencia. Si el niño se ha calmado y no siente su movimiento durante más de un día, debe acudir a un ginecólogo.
  • Observe al dentista, durante este período es extremadamente importante controlar el estado de los dientes que sufren una disminución del calcio en el cuerpo.
  • Elige ropa suelta y zapatos con tacones bajos. Le permitirán realizar caminatas al aire libre con comodidad, que son tan necesarias para la promoción de la salud.
  • Hable con su hijo, escuche música agradable con él. A las 18 semanas, ya distingue sonidos y escucha tu voz.
  • Es necesario excluir de su vida los viajes a los baños y saunas, para evitar nadar en los ríos.
  • Duerma al menos 8 horas al día y, si es posible, intente dominar la educación física para prepararse para el parto. Especialmente útiles serán los ejercicios de Kegel.

Será útil visitar una escuela para madres, donde le dirán cómo prepararse para el parto y la vida posparto con su bebé.

Comidas para la futura madre.

La nutrición es una mujer embarazada importante, pero subestimada. Y hay que decir que es muy vano. El desarrollo adecuado del feto en el útero y su salud en el período posparto depende de la alimentación plena de la madre embarazada. La dieta de la mamá debe consistir en productos variados y saludables:

  • cereales de cereales, especialmente alforfón;
  • platos con hígado de res o carnes magras;
  • verduras y frutas;
  • leche agria, incluyendo requesón y kéfir;
  • pescado bajo en grasa (salmón, sardina);
  • jugo de manzana y tomate;
  • Huevos, alubias, verduras.

Una mujer que está llevando a un niño necesita urgentemente oligoelementos como calcio, hierro, magnesio. Adhiriéndose a una nutrición adecuada, puede que no se preocupe por la falta de este en su cuerpo. Y, por supuesto, debe continuar absteniéndose de beber alcohol y café fuerte.

  • Mide 14 centímetros y pesa 150 gramos aproximadamente. 
  • Mueve sus manos con más fuerza. 
  • Sus huesos continúan endureciendose
  • Empieza a ejercitar el aparato digestivo.
Unete a la comunidad de maternidad más grande de LatinoaméricaO Iniciar sesión con