Cómo elegir el mejor pañal para bebés recién nacidos

Si eres mami por primera vez y necesitas información para tu peque, tranquila y relájate que aquí te diremos cómo elegir el mejor pañal para bebés recién nacidos, atenta, que este puede ser tu caso. Muchas madres coinciden en que el cuidado de las escaldaduras es prioridad para darle tranquilidad a nuestros pequeños, para solucionar este problema es necesario saber qué pañal usar y qué cuidados darles a nuestros hijos.

¿Qué debo saber antes de comprar un pañal para un recién nacido?

Debes saber el peso de tu pequeño para elegir la talla a pedir. Hay pañales para bebés de 3 a 6 kilos y de 6 kilos a 12,5 kilos.

También es importante saber que un bebé recién nacido o neonato se le considera cuando este tiene menos de 30 días. La talla de 3 a 6 kilos la encontrarás como P y la talla para bebes de 4 kilos la encontrarás como RN.

¿Qué problemas presentan los recién nacidos para el uso de los pañales?

La piel de un recién nacido es muy delicada, se puede irritar con mucha facilidad, también sus secreciones son muy líquidas, estos dos problemas pueden ocasionar daños en la piel del menor y también una interrupción de su sueño.

La piel del recién nacido se irrita mucho más rápido, es por eso que debemos elegir un pañal con un gel que pueda absorber la mayor cantidad de secreciones.

Otro detalle, es que el cordón umbilical, una vez haya sido cortado, queda un bultito gris, que se mantiene por 2 o 3 semanas y que después se cae naturalmente, pero hay que tener mucho cuidado con este bulto que se encuentra a la altura del ombligo, porque se puede infectar, una de las recomendaciones, es evitar que esa parte tenga contacto con el agua, pero también que el pañal que compremos no tape la zona del ombligo.

Si nuestro bebe es varón es recomendable ponerle su miembro hacia abajo para que los desechos sean absorbidos por la parte central y no por la superior del pañal.

¿Qué características debe tener un pañal para un recién nacido?

Absorción:

Los geles absorbentes de los pañales deben tener la capacidad de durabilidad, aunque es recomendable que se cambien cada dos horas, una vez se haya identificado la humedad. Hoy en día hay pañales que ayudan a saber el nivel de humedad para estar atentas y cambiarles el pañal en el momento oportuno.

Nuestros hijos requieren comodidad para que se sientan tranquilos y felices, por ello, es necesario evitar que se les irrite la piel y se escalden. Siempre es bueno que las mamis, exageren un poquito y compren gel para escaldaduras, por si el bebé se llega a escaldar, ya que, durante los primeros días, la piel es mucho más sensible y es normal el enrojecimiento y la irritación, pero es importante evitarlas en la medida de lo posible.

Si nuestros pequeños hacen su caquita, debemos cambiarlos al instante, hay un riesgo muy alto de que, si dejamos el desecho en el pañal por mucho tiempo, el bebé se escalde.

Flexibilidad:

Nuestros pequeños siempre están en movimiento, es por ello, que el pañal debe permitir su desplazamiento natural, esta característica también es importantísima porque cuando nuestros hijos crecen, el pañal debe dar tiempo a que nos demos cuenta en qué momento tenemos que cambiar a una talla RN, que es para bebés mayores a 4 kilos.

Si vemos que el pañal esta quedando un poquito ajustado, es recomendable cambiarlo desde un primer momento a la siguiente talla y no esperar hasta que el pañal esté por reventar.

Suavidad:

El pañal debe ser suave, hay algunas marcas que usan materiales muy parecidos al algodón, que tienen mucha confortabilidad y suavidad, que permitirá que nuestro hijo se encuentre muy cómodo en esos primeros días.

Aseguren las piernas:

Sus caquitas son muy líquidas, así que, si el pañal no esta bien asegurado en los muslitos, se puede filtrar la secreción, esto es importante, porque, durante las horas de sueño de nuestro menor puede ensuciarse y despertarse, perturbándolo.

Que el elástico esté por debajo de la altura del ombligo:

En el ombligo se encuentra un pequeño bulto, que queda como residuo del corte del cordón umbilical, este permanece entre 2 o 3 semanas, y es importante no tocarlo por la infección. Hay pañales que tienen un corte pequeño a la altura del ombligo para evitar tocarlo. Es necesario preguntar en la tienda por pañales con esta característica.

Recomendaciones finales

Como recomendación te digo que no temas a consultar a personas un poco más expertas en el tema, resuelve tus dudas conversando, otra recomendación es que, si notas algo que se escapa de lo usual en la piel de tu bebé, acudas a un especialista y no te confíes.

Calificación
( No ratings yet )
Luciana Rodriguez/ author of the article
Comparta con sus amigos
Ser Madre Novedades